top of page

NOTICIAS

2 DE CADA 10 TRABAJADORES CREE QUE RECIBIRÁ AGUINALDO PARA NAVIDAD


El Estudio Anual de Aguinaldo de Navidad, elaborado por Edenred en 2023, indica que un 23% de los trabajadores cree que recibirá aguinaldo para las fiestas de fin de año, un 10% más que el 2022. Por el contrario, un 38% cree que no recibirá la bonificación, mientras que un 39% declara no saber. “Vemos un mayor optimismo” declaró Cristián Briceño Ribot, Director de Marketing y Experiencia de la empresa, quien destacó también que en un 43% creía que no recibiría este beneficio y un 44% aún no sabía.


Fuente: Encuesta Anual Aguinaldo de Fin de Año, Edenred 2023

En cuanto al monto esperado por los trabajadores, Edenred preguntó “¿Cuál es el valor que podrías recibir?”. En este ítem se confirmó la tendencia optimista, porque un 8% señaló que espera recibir entre $10.000 y $30.000, mientras que, en 2022 este segmento representó un 14%.

También disminuyeron los que esperan recibir un aguinaldo entre $30.000 y $50.000; este año se manifestó así un 15%,6 puntos menos que la versión anterior. Consistentemente, quienes esperan un bono entre $50.000 y $100.000 pasaron de representar al 22% de la muestra, a un 27%. Asimismo, los tramos mayores también crecieron. Este año, un 12% espera recibir entre $100.000 y $150.000, mientras en 2022 el tramo obtuvo un 7% (5% puntos menos). Y en el tramo superior se pasó de 2% a un 6% que espera entre $150.000 y $300.000.

Fuente: Encuesta Anual Aguinaldo de Fin de Año, Edenred 2023

Según explica Briceño Ribot, “se observa un aumento en las expectativas de los trabajadores en cuanto al beneficio de aguinaldo y sus montos. Esto puede relacionarse con el hecho de que la economía chilena dejó atrás tres trimestres consecutivos de caídas anuales y se expandió 0,6% entre julio y septiembre de 2023”.


Un 67% gastaría su aguinaldo en comida y bebestibles.


El informe arrojó que, en caso de recibir aguinaldo, un 67% de los trabajadores lo usaría para comprar comida y bebestibles o gastos vinculados con las celebraciones. Se trata de una cifra similar a la de 2022, cuando el 66% señaló que le daría ese uso.

En este ámbito la encuesta permitió responder más de una opción. Es así que se obtuvo que un 39% usaría el beneficio para pagar cuentas o ahorrarlo (aumentando un 3%); un 37% lo destinaría con fines personales (10 puntos más que en 2022); un 19% financiaría regalos para terceros (sin diferencias significativas respecto del 2022); un 13% compraría accesorios para el hogar (disminuyendo un 4% respecto de la versión anterior del estudio); y un 6% lo destinaría a actividades de entretenimiento (muy similar al año pasado).


Cristián Briceño Ribot, explica que es “esperable que la mayoría señale que gastará el aguinaldo para comprar comida y bebestibles, debido a las características de las fechas, que invitan a celebrar, y, especialmente, por el aumento en los precios de los alimentos”. En ese sentido, invitó a las empresas que están en condiciones de otorgar el beneficio de aguinaldo a que hagan el esfuerzo de entregarlo. “Se trata de una bonificación muy valorada por los trabajadores, que refuerza los vínculos con la organización y resulta especialmente útil, en el contexto de inflación”.


Crece la preferencia por tarjetas de uso exclusivo en alimentación


El estudio indagó en las preferencias en la forma en que es posible recibir el aguinaldo. Un 84% preferiría recibir un bono, a través de dinero en efectivo o con transferencia bancaria directa. El año pasado el 71% se inclinó por esta opción. En segundo lugar aparece ahora que un 43% se inclinó por recibir el beneficio a través de sus tarjetas de alimentación, lo que implicó un alza del 5% en esta alternativa. En el caso de las GiftCards, se observó una caída del 10%, de 44% a 34%. La opción de recibir cajas de mercadería se mantuvo en torno al 20%, misma tendencia en la preferencia por los regalos, que este año tuvo un 9%, muy similar al anterior (8%).

“Durante los últimos años las tarjetas de alimentación han ganado popularidad”, afirma Briceño Ribot. “Esto se debe a que tienen dos ventajas: son prácticas para los colaboradores y permiten ahorrar trámites e impuestos a las empresas”. Agrega que “se trata de modalidades con las que tanto empresas como colaboradores han tenido buenas experiencias, pues son más seguras que el efectivo, son más prácticas que una caja con mercadería y aseguran que el destino de los recursos sea la alimentación, en este caso, para la festividad correspondiente”.


Para este estudio se encuestó a 1533 personas y fue aplicado de manera online entre el 31 de octubre y el 20 de noviembre de 2023. El 55% de las personas encuestadas fueron mujeres.


TELÉFONO: 332 41 6000

bottom of page